Gracias por visitarnos

ultra Coleccionando planetas

Principal / Astronomía / Al Sur del Universo

Al Sur del Universo, te cuenta: "Coleccionando planetas"

Observar constantemente el cielo, puede parecer un trabajo tedioso y cansador. Sin dudas a veces lo es. Pero cuando se ama esta ciencia y se desea fervientemente descubrir nuevos secretos, poco importan las noches de insomnio, el frío y el cansancio. Cuando algo nuevo aparece, la recompensa suele ser grande. Y así ha sido para los astrónomos del Harvard Smithsonian Center de EE.UU, quienes anunciaron el descubrimiento de un nuevo planeta en otro sistema estelar. El cuerpo descubierto tiene el tamaño de Júpiter, gira alrededor de la estrella Ogle-TR-56, y se encuentra 20 veces más lejos de la Tierra que cualquier otro planeta extrasolar catalogado hasta el presente. Según los astrónomos, este cuerpo celeste orbita muy cerca de su estrella, unas 50 veces más cerca que la Tierra respecto del Sol. Tarda 29 horas en dar una vuelta alrededor de la misma y soporta altas temperaturas. Esta proximidad es una gran sorpresa para los investigadores. El astrónomo Dimitar Sasselov, responsable del equipo que realizó el descubrimiento, dijo que se trata de un planeta gaseoso, parecido a Saturno en cuanto a densidad. La temperatura que experimenta sería adecuada para la formación de nubes, pero no de vapor de agua, sino de otros elementos. La técnica empleada para este hallazgo es la denominada "de tránsito", que consiste en observar una estrella y esperar a que un planeta pase por delante de ella. La gran precisión de los instrumentos fotométricos actuales permiten detectar la pequeñísima disminución de brillo que se produce al interponerse un cuerpo por delante de una estrella. Es muy difícil detectar un planeta extrasolar dado que éstos no producen luz propia, y la que reflejan procedente de sus estrellas, es demasiado escasa, por eso, por el momento los científicos deben recurrir a métodos indirectos como el mencionado, para localizarlos. Los especialistas utilizan normalmente mediciones de la velocidad radial de las estrellas para deducir la existencia de planetas gigantes cuya presencia ocasiona que las estrellas no avancen en línea recta, sino que lo hagan sujetas a un centro común de gravedad. Al ser observada desde la Tierra, la velocidad de la estrella cambia (a esto se denomina Efecto Doppler), y ello permite suponer la existencia de acompañantes. El efecto es pequeño pero detectable. De hecho, las mediciones pueden proporcionar información más precisa en cuanto al tamaño del planeta y sus características orbitales. Los astrónomos ya conocían un planeta extrasolar que transita a su estrella (HD 209458b) de forma periódica, aunque para esa detección se utilizó la técnica de la velocidad radial. La primera búsqueda específica mediante el método del tránsito denominado OGLE (Optical Gravitational Lensing Experiment) se inició hace varios años. Por entonces se seleccionaron 59 objetos para estudiar, de los cuales la mayoría eran sistemas estelares binarios, o sea, estrellas dobles de las cuales una era muy débil. Justamente este nuevo planeta detectado, pertenece a una de las estrellas seleccionadas como candidatas. ¿Cuántos otros mundos nos reserva el Cosmos por descubrir?. Sólo el tiempo y la perseverancia de los astrónomos lo dirá. 

Dalila Giampalmo